Haiku, la poesía del tiempo en un instante

La cultura japonesa nos regala dos pequeñas maravillas

El haiku y su estructura siempre hará recordar la famosa frase de Baltasar Gracián: “Lo bueno, si breve, dos veces bueno”. Claro que los estilos marcados por la brevedad suelen ser los más complicados por requerir de una gran capacidad de síntesis y un fino sentido para lo indispensable. Nuestro tiempo está marcado por el consumo y la acumulación, por la utilidad y el supuesto de que aquello que no tiene una aplicación directa, evidente y benéfica para el conjunto social es poco menos que basura. Claro que esto muestra rápidamente su cara dogmática rehusándose a poner sobre la mesa...
Sigue leyendo...